Etiquetas tribunal de cuentas

Rompieron los cristales del Tribunal de Cuentas de Santa Fe

Sucedió esta madrugada en San Jerónimo y Corrientes. Rompieron un blíndex exterior, pero no hubo sustracción de elementos.

24 de septiembre de 2021


Este viernes, en calle San Jerónimo al 1800 casi calle Corrientes en el microcentro capitalino,  y  donde funciona el Tribunal de Cuentas de Santa Fe, la empresa de seguridad privada que cuida el edificio, desconocidos estrellaron contra los cristales de las puertas  objetos contundentes  que los rompieron y produjeron un gran estruendo. El vigilador de una empresa privada y los vecinos del barrio denunciaron el suceso a la central de emergencias 911. Fueron al  lugar y lo preservaron, policías de Orden Público  y de Cuerpos,  y los  agentes AIC  realizaron los  peritajes criminalísticos de rigor, los  que constataron que no  hubo sustracción de bienes de la oficina. Hay cámaras de videovigilancia comerciales y domiciliarias, que pueden contener las imágenes de los vándalos que cometieron el daño.
Denuncia
Varios vecinos fueron los que denunciaron el  suceso, y  también el vigilador de la agencia de seguridad privada hizo lo propio con el  operador de la central de emergencias 911,  y  minutos después arribaron al  lugar oficiales y suboficiales de la Comisaría 1° y  de la 1° Inspectoría Zonal (Orden Público) y de la Brigada Motorizada (Cuerpos) que
preservaron el lugar hasta la llegada de los funcionarios del área, como  también de los peritos de la Agencia de Investigación Criminal AIC.
Filmados
Informaron la novedad sobre la ocurrencia del suceso  y los daños ocasionados en el edificio del organismo público, a la Jefatura de la Unidad Regional I La Capital de la Policía de Santa Fe, y éstos hicieron lo  propio con el fiscal en turno  del Ministerio Público de la Acusación, que ordenó la realización de los peritajes criminalísticos de rigor, que fueron realizados  por  los agentes del  área Científica de la Agencia de Investigación Criminal AIC. Estimaron los policías que estuvieron el procedimiento que las cámaras de videovigilancia de viviendas particulares y de comercios de la zona, pudieron registrar en imágenes el  ataque vandálicos como la complexión física y vestimenta de sus autores.