SucesosSanta Fe

Robaron durante la madrugada a un taller mecánico ubicado frente al Parque Garay

"La intranquilidad que te da es que te siguen entrando. Vos no sabés qué es lo que te puede llegar a pasar en el próximo", dijo el dueño del taller.

Durante la madrugada de este miércoles, robaron por octava vez desde 2019 a un taller mecánico ubicado frente al Parque Garay (Salvador Caputto y Avenida Perón). Se dieron cuenta del hecho cuando notaron la ausencia de lámparas LED grandes al iniciar la jornada laboral, y se encontraron con que faltaban varias herramientas que habían utilizado la noche anterior.

“Hoy vinimos temprano a trabajar y cuando los chicos empezaron a prender las luces para ponerse a trabajar en los bancos de trabajo, no había luz. Me preguntan a mí, yo estaba en la oficina, y entramos a mirar en seguida y faltaban los focos”, relató Carlos, el dueño del taller, a Veo Noticias.

“Entramos a mirar y faltaban algunas herramientas, amoladoras. Se llevaron unos prolongadores que teníamos puestos. Lo que pudieron llevarse, se lo llevaron”, explicó, aunque sostuvo que las pérdidas no fueron tan grandes, sino que en otros robos anteriores “fueron tremendos porque se llevaron todo”.

El dueño del taller comentó que se llevan todas las herramientas todos los días desde hace un tiempo para evitar los daños materiales. “La intranquilidad que te da es que te siguen entrando. Vos no sabés qué es lo que te puede llegar a pasar en el próximo”, añadió.

En este último robo no pudieron dar cuenta de cómo ingresaron al taller. Incluso una puerta de ingreso tiene hasta triple cerradura, aunque mencionó que hay una “seguidilla” de robos en el barrio.

“Mis hijos juegan al básquet en el club Rivadavia. Anoche entraron al club y se llevaron zapatillas, herramientas de los chicos que trabajan ahí”, dijo Carlos, por otra parte.

“Te da mucha impotencia, porque uno hace todo lo que tiene que hacer”, expresó, detallando a Veo Noticias que ya han hecho denuncias y han pedido el video de la cámara de seguridad frente al taller donde se pudo ver con detalle lo sucedido en otras ocasiones, pero nunca aparecen las herramientas sustraídas.

Además, el dueño del taller comentó que el robo de las herramientas perjudica mucho al trabajo cotidiano, porque es cada vez más costoso volver a comprarlas no solamente por ser precios dolarizados, sino también por la falta de stock.

Etiquetas

Articulos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close